A día de hoy, cuando vamos a construir un edificio o una vivienda…nos planteamos si poner mucho aislante o ventanas con triple vidrio, si hacerlo eficiente, si instalar un sistema de ventilación mecánica …si hacerlo bajo el estándar passivhaus…. Pero, ¿Por que nos lo planteamos y no lo hacemos así directamente?

Cada día se habla más del cambio climático, de reciclar, de reutilizar o dar una segunda vida a las prendas u otros objetos, usar coches electricos y comenzamos a verlo como algo normal en nuestro día a día, un hábito más,  sin plantearnos no hacerlo, para mejorar nuestro planeta, ser más sostenibles y no contaminar tanto,  pero por qué cuando vamos a hacer una construcción no pensamos en este tipo de cosas ?

El CTE, recientemente modificado, es mucho más restrictivo que el anterior en cuanto a eficiencia energética se refiere, pero…¿ Por qué no pensamos más en ello? , y ¿ Por qué no lo vemos como usual? … Una de las cosas que más sorprende a la gente que viene a visitarnos o ve nuestras construcciones, es el espesor del aislante que llevan las viviendas que hacemos, y que se aíslan por todos sus paramentos, es decir, muros, cubierta y suelo.

Este es una de los principios del passivhaus que hace que podamos necesitar menos energía para mantener una temperatura de confort en nuestra vivienda, tanto para calefacción como para refrigeración.

Pero el estándar passivhaus va más allá, y cuando se proyecta un edificio, se estudian más variables, como la orientación, las aperturas de las ventanas, para saber la cantidad de luz y sol que le va a dar, y así calcular si vamos a necesitar algun tipo de sombreamiento…

Construir bajo el estándar passivhaus tiene numerosas ventajas frente a la construcción mas tradicional o la que se rige por el CTE. Entre otras como hemos comentado son construcciones mucho mas eficientes energéticamente hablando, por no hablar de otro tipo de ventajas como el económico.

Además industrializamos nuestros edificios, que también hace que generemos menos residuos y tengamos menor huella de carbono que otro tipo de construcciones, es decir son más respetuosas con el medio ambiente.

Otra de las ventajas es el tiempo de fabricación y construcción, ya que se acortan mucho y es otra gran ventaja.

En Medgón somos especialistas en Passivhaus, llevamos 10 años construyendo bajo ese estándar siendo empresa pionera en nuestro país en hacerlo.

No dudes en ponerte en contacto con nosotros si estas pensando hacer algún tipo de construcción, ya sea vivienda, uso terciario… porque si estás planteándote el proyectar o construir un edificio y no exiges, entre otras cosas,  que sea rigurosamente eficiente energéticamente, como lo exige el estándar Passivhaus, el día que lo estrenes se habrá convertido en un edificio completamente obsoleto.

 

Raquel Conde ( Medgón Passivhaus)